Consejos

Cultiva tu propio
huerto urbano en casa

En Solís sabemos lo importante que es tener los alimentos más saludables al alcance de la mano.

Por eso, aparte de ofrecerte el tomate cultivado de la forma más responsable, te animamos y ayudamos a cultivar tus propias verduras y hortalizas en casa.
Solo tienes que seguir estos pasos:

CONSIGUE UN RECIPIENTE

Su tamaño dependerá de la cantidad de hortalizas que quieras cultivar. Pueden servirte macetas, jardineras, o incluso palés y cajas de madera recicladas.

SIEMBRA

Entierra las semillas de tus hortalizas a una profundidad de 3 veces su diámetro. Guarda cierta distancia entre semilla y semilla para que cada una tenga su espacio vital.

ELIJE TU RINCÓN

La terraza, el balcón, la ventana… Ubica tu huerto en un lugar que disfrute de muchas horas de sol y aire libre.

RIEGA A MENUDO

El agua es vida. Mantén siempre húmeda la superficie en la que cultivas. Puedes utilizar un sistema de riego casero y continuo o, si eres más tradicional, regar a mano diariamente.

UTILIZA UN BUEN SUSTRATO

Cualquier tierra no vale, compra un sustrato rico en nutrientes que alimente tus cultivos y retenga bien el agua.

PREVÉN ENFERMEDADES Y PLAGAS

Utiliza buenos abonos y elimina regularmente ramas y tallos dañados. Así, controlarás pequeñas enfermedades y plagas.